domingo, 8 de marzo de 2009

ALFABETO DE PIEDRA



En el lado oscuro no existe Satán
coexiste Eva masticando la manzana
un pordiosero extiende sus manos hacia Dios
Zaratrusta agrieta las tranqueras de la ceguera.

Eva imperturbable ajena a las cadenas no asoma mirada de reproche
lleva tras su desnudez un manto de virgen
y copula en lechos de espinas negras
que emergen desde la hondura de su corazón.

Las melodías poseen las llaves de quebrados recuerdos
desciende la angustia y la mortandad
a callar el rumor del sol que me fragmenta
y en quimera de difunto; sueño que nunca existimos.

Ellos desvelan los sentidos en un alfabeto de piedra
miden en monedas la distancia 
entre el polvo y las estrellas
el discernimiento de los misterios y otras cositas componen sus días
mientras yo; subterránea a mi sombra hurgo la razón del absurdo.

En el lado oscuro un hombre santo, vencido por su  codicia, se convierte
en el lado oscuro habita un hombre que nació muy pequeño
que ordena matar a los rendidos.

En el lado oscuro convivo con mi santidad.

3 comentarios:

CLAUDIA PKDO dijo...

excelente! te seguiré leyendo.

Jorge Ampuero dijo...

Interesante poética.

Saludos...

Iván dijo...

Zoila, contáctame al mail:
ivanesteban27@hotmail.com

estoy por sacar una antología
me gustaría conversar al respecto contigo.
Gracias

Iván FD
http:/www.fernandez-davila.blogspot.com